El caso de “El del cortijo Los Galindos”

El reportaje del programa ‘Los reporteros’, de Canal Sur, que acompaña este apartado cuenta en mayor detalle uno de los crímenes sin resolver más conocidos de la historia reciente de España: el del cortijo Los Galindos. Ocurrido el 22 de julio de 1975 en la finca de los marqueses de Galindos en Paradas (Sevilla), los trabajadores que regresaban del campo esa tarde se encontraron cuatro cadáveres, asesinados con distintas armas, en diferentes lugares de la propiedad. Correspondían al tractorista de la finca y su mujer, golpeados hasta morir y, después, quemados, a la mujer del capataz, asesinada también a golpes, pero con otra pieza de acero diferente, y a otro tractorista, muerto de varios disparos de escopeta.

El quinto cuerpo, el del capataz, apareció tres días más tarde, golpeado igualmente hasta su muerte. El día de los hechos, en Parada no había juez de guardia ni forense titulares, los mandos de la Guardia Civil estaban de vacaciones y, en los primeros momentos tras el hallazgo de la escena del crimen, curiosos y medios de comunicación entraron y alteraron pruebas. Varios jueces se sucedieron para investigar los hechos, pero nunca se consiguió detener a nadie ni establecer el móvil del quíntuple asesinato. Hay diferentes hipótesis, eso sí, y la que más fuerza tiene es la de que los asesinos fueron dos hombres. ¿La razón? Aún es un misterio.